Imagínese una persona que despierta una mañana para descubrir que alguien ha robado su identidad. Durante la noche, el ladrón de identidad podría haber abierto cuentas nuevas de crédito, ordenado cheques con una nueva dirección, o solicitado un trabajo utilizando el número de Seguro Social que robo.

Los ladrones de identidad obtienen información personal por medio de:

  • Robo de carteras / bolsos que contienen las tarjetas de identificación, tarjetas de crédito y banco.
  • robo de correo, incluyendo tarjetas de crédito y estados de cuenta bancarios*, ofertas de crédito preaprobadas, tarjetas de llamadas telefónicas, e información fiscal.
  • solicitud de "cambio de dirección" para desviar el correo a otra ubicación.
  • hurgando por datos personales en la basura, o la basura de una empresa
  • ladrones obtienen reportes de crédito haciéndose pasar por un propietario, empleador, o alguien más que puede tener una necesidad legítima, y el derecho legal de su información.
  • teniendo acceso a negocios o registros personales en el trabajo.
  • encontrando información personal en hogares.
  • usando el Internet para obtener información personal, como números de Seguro Social, datos de tarjetas de crédito y contraseñas, de los usuarios desprevenidos. *Sitios de redes sociales como MySpace o Facebook pueden ser una fuente de información para los ladrones de identidad.
  • Compra de información personal de fuentes "internas". Por ejemplo, un ladrón de identidad puede pagar a un empleado de una tienda para obtener información que aparece en una solicitud de crédito.

Los ladrones de identidad utilizan información personal para:

  • llamar al emisor de la tarjeta de crédito* haciéndose pasar como víctima y pedir que cambie la dirección postal de la cuenta de tarjeta de crédito. El impostor luego hace cargos en la cuenta; debido que las facturas son enviadas a la nueva dirección, puede tomar algún tiempo antes de que la persona cuya identidad ha sido robada se de cuenta de que hay un problema.
  • obtener una nueva tarjeta de crédito y hacer cargos (a la cuenta) con una identidad robada. La víctima se queda con el saldo pendiente y la cuenta en mora se vuelve parte de su reporte crediticio*.
  • usando la información robada para ordenar artículos en el Internet.
  • para establecer teléfono o servicio de telefonía móvil bajo ese nombre.
  • para abrir una cuenta bancaria y emitir cheques sin fondos sobre la cuenta.
  • para declararse en quiebra bajo el nombre robado y evitar el pago de las deudas que han incurrido con este nombre, o para evitar el desalojo.
  • para falsificar cheques, o tarjetas de débito, para vaciar la cuenta bancaria de la victima de robo.
  • para comprar automóviles a través de préstamos utilizando el nombre robado.

Maneras de proteger su identidad

  • Deje su tarjeta de Seguro Social (y número) en un lugar seguro.
  • Proteja su identidad al utilizar los sitios de redes sociales manteniendo la configuración de privacidad más estrictas cundo use el Internet.
  • Tenga cuidado a quién le da información personal por teléfono, correo, en persona, o Internet. Mantenga su bolso o cartera en un lugar seguro en la escuela (o trabajo).
  • Nunca preste sus tarjetas de crédito/ débito a nadie.
  • Lleve solamente las tarjetas (débito y crédito) que va a utilizar. Reporte inmediatamente tarjetas que haya perdido.
  • Mantenga los números de cuenta de tarjetas de crédito en un lugar seguro, así como números de teléfono para llamar en caso de una pérdida.
  • Siempre deposite su correo en buzones del Servicio Postal de EE.UU.
  • Tenga cuidado con lo que usted tira a la basura o en los contenedores de reciclaje. Rompa o triture papeles con información de identificación tales como: estados de cuenta bancarios, facturas u ofertas de nuevas tarjetas de crédito.
  • Cree contraseñas o PIN que son difíciles de descifrar y cámbielas periódicamente. Evite el uso de dígitos de su número de Seguro Social, el apellido de su madre, su fecha de nacimiento, o cualquier parte de su nombre.
  • Esté alerta a posibles estafas de phishing* y pharming*. Nunca conteste correos electrónicos no solicitados.
  • Mantenga su atención total en sus tarjetas de crédito y débito durante las transacciones.

Si sospecha que alguien cercano a usted puede estar utilizando su identidad para obtener crédito y acumular deudas en su nombre, esto se considera abuso económico. Si este es el caso, cuando sea seguro busque la ayuda de un consejero, miembro de familia, o líder comunitario. Un asesor financiero sin fines de lucro también puede ayudarlo a identificar si esto está sucediendo. Practique el uso seguro de Internet, no permita cookies y apague su historial de navegación. Si su información ha sido comprometida, pero aún no mal utilizada, la mejor manera de detectar el robo de identidad es monitorear sus cuentas y estados de cuenta bancarios mensuales, y revisar su informe crediticios regularmente. Además, considere colocar un alerta de fraude en sus reportes crediticios. También, considere la presentación de una queja ante la Comisión Federal de Comercio (FTC, por sus siglas en inglés).

Qué hacer si usted se convierte en una víctima

Tome inmediatamente los siguientes pasos si usted es una victima de robo de identidad y mantenga un archivo de sus llamadas y copias de toda la correspondencia.

  1. Contacte al departamento de fraude de las tres agencias nacionales de reportes del consumidor (Equifax, Experian or TransUnion) y ponga un alerta de fraude en su reporte crediticio. El alerta de fraude le deja saber a cualquier compañia que revise su historial de crédito que su información personal ha sido robada.
  2. Cierre todas las cuentas de las que tiene conocimineto, o la que crea, hayan sido comprometidas o abiertas de forma fraudulenta.
  3. Llene una queja con la Comisión Federal de Comercio usando su formulario de quejas en línea; o llame a la línea telefónica de Robo de Identidad de la FTC, toll-free: 1-877-ID-THEFT (438-4338); TTY: 1-866-653-4261; o por escrito a: Identity Theft Clearinghouse, Federal Trade Commission, 600 Pennsylvania Avenue, NW, Washington, DC 20580.
  4. Llene un reporte con la policia municipal, o la policia de la comunidad en donde el robo de identidad ocurrio.